Print this page

Tras la aprobación en Diputados Argentina Digital es Ley

Martes, 16 Diciembre 2014 21:00

 La Cámara de Diputados convirtió en ley, en la medianoche del martes, el proyecto de ley Argentina Digital, que regula el sistema de telecomunicaciones en todo el territorio nacional y que viene a terminar con un vacío legal ya que la única norma vigente en la materia era de la dictadura de Lanusse, en 1972. El oficialismo consiguió la aprobación con 131 votos a favor del proyecto mientras que 97 diputados se manifestaron en contra.

Según consigna la agencia de noticias Télam, poco después de las 20, se inició el debate de la norma y el presidente de la comisión de Comunicaciones e Informática, el diputado Mario Oporto del Frente para la Victoria, fue el encargado de defender la propuesta. Afirmó, en ese sentido, que la iniciativa tiene el “objetivo de universalizar el acceso a la tecnología de la información y de las comunicaciones” (TIC), al tiempo que añadió: “Nuestro modelo de inclusión social hoy va por la inclusión digital”.

Asimismo, Oporto remarcó que “las TIC deben ser de interés público y que las comunicaciones deben ser un derecho humano” y destacó que “la Argentina se encuentra en el grupo de países previo a los avanzados, en los transicionales y ha avanzado en un 56 por ciento su índice de digitalización“.

De acuerdo con la ley, las empresas telefónicas pueden prestar servicios audiovisuales mientras que los licenciatarios audiovisuales podrán prestar servicios de telecomunicaciones, con autorización de la Autoridad de Aplicación. Y los operadores TIC tendrán derecho y obligación de suministrar acceso e interconexión a otros operadores. Este criterio de interoperabilidad de la redes tiene el claro objetivo de producir una convergencia tecnológica de la TIC al mismo tiempo que se optimiza el uso de la infraestructura de las telecomunicaciones en la Argentina.

La ley, además, apunta a garantizar “la neutralidad de las redes”, es decir, el acceso igualitario a los mismos estándares de calidad de servicio de banda ancha. En este sentido, Argentina Digital establece un acceso de calidad y equitativo para todos los usuarios, que será actualizado por el Estado cada dos años en función del desarrollo de la tecnología.

Al mismo tiempo, se conserva, para el sector, el “fondo de servicio universal” –que ya regía para la telefonía- con el 1% de los ingresos del sector para políticas de acceso e inclusión.

En términos general, la ley recupera y ratifica el rol del Estado como planificador de este sector clave para el desarrollo y la inclusión, incentivando la función social que estás tecnologías facilitan. Y de algún modo, se garantiza la soberanía digital (en una actividad fuertemente concentrada) ya que el Estado tendrá el control del uso del espectro radioeléctrico, las órbitas satelitales y el uso de las redes.